Hay padres muy diferentes: gruñones, amables, pacientes, estrictos, flexibles… pero lo que sí está claro es que padre no hay más que uno. Ahora que llega su día, es la oportunidad para demostrarle lo mucho que agradecemos todo lo que nos ha dado. El 19 de marzo está a la vuelta de la esquina, por eso desde Sabormadrid.es queremos proponer ideas originales para regalar el Día del Padre.

Seguro que ya tenías pensado regalarle la típica corbata de rayas para que añadiera una más a su interminable colección. En cambio él se merece un regalo elegante, innovador a la par que tradicional y sobre todo con buen gusto. Como dice nuestro refranero: “cuando seas padre comerás huevos” y nosotros añadimos que también beberás vino.

El vino puede convertirse en el regalo perfecto si se sabe elegir bien. Hay un vino para cada persona y siempre es una buena opción para sorprender. Hay que dejar atrás los gemelos, calcetines y colonias para dar un paso adelante regalando sensaciones, sabores inolvidables y sobre todo vida.

Para padres tradicionales y elegantes lo mejor sería decantarse por un tinto reserva de Rioja como el Marqués de Riscal Reserva 2010, se trata de un caldo fino, clásico, elegante y fresco con un aroma balsámico, excelente para acompañar a carnes rojas, a la parrilla, asados, legumbres y aves. Además se puede encontrar por tan solo 13,42€.

En la otra cara están esos padres modernos y festivos que cualquier hora les parece pronto, si es el caso lo mejor es optar por un vino rosado como el Laus Flor de Merlost. Un vino divertido, freso, atractivo  y con aromas frutales. Tiene un precio de  42€.

Siempre que se levanta le da un beso a tu madre y otro a ti en la frente antes de salir de casa. Estamos hablando del típico padre romántico que no pierde ocasión para hacer un detalle o un gesto de cariño, para él el vino perfecto que proponemos es Beutiful Things de Paco García, sensual y con un gusto aterciopelado que conseguirá revivir todos los recuerdos que nos traen el caramelo, la vainilla o el chocolate. Toda esta experiencia se puede conseguir por 30€.

Por último no nos podemos olvidar de esos progenitores estrictos y exigentes que hacen todo por el bien de su sucesor. Para agradecer esa rudeza con la que han conseguido grandes resultados, seguro que aciertas con Greco Moscatel Seco 2010 de Vinos Jeromín, ganador de la XXV Premios Viña de Madrid en 2014. Sus aromas finos de alta intensidad con gran complejidad y muy varietales hacen de este caldo uno de los favoritos para regalar. Elegante, atractivo y sobre todo muy original.