El restaurante OROYA, liderado por el chef Diego Muñoz y en el que los protagonistas son los sabores peruanos y el producto local, da un giro a su carta esta temporada manteniendo sus raíces y añadiendo frescura con nuevos ingredientes y elaboraciones.

A partir del 11 de abril, se incorporan a su carta platos para compartir de la talla de un tiradito de gambas, ají amarillo, aceite de gambas, cilantro y aguacate; gambón rojo en tempura, tensuyu de ají panca, limo y berenjena ahumada; tomates de temporada, caldo de tomate y cebollino, aceite de escabeche y pan frito; así como un bao con panceta laqueada, vegetales encurtidos y ensalada de hierbas.

En cuestión a los dulces no faltará la lúcuma cubierta de chocolate y pistacho, mora vainilla, romero o las frutas frescas marinadas en caldo de especias y pisco Italia.

Para todos aquellos amantes de un buen cóctel, OROYA también ofrece una gran variedad de elaboraciones de autor para poder disfrutar por sí solos o acompañar a la carta, como el Oroya Spritz o un refrescante Frozen Margarita; así como destilados como el pisco, que también hará acto de presencia, dando vida a cócteles como el Negroni Iquiteño o el Carajazo.

La terraza en las alturas de OROYA, The Roof, también hace acto de presencia esta temporada, abriendo sus puertas para inaugurar el buen tiempo como un seductor jardín al aire libre con una chimenea y una pérgola cubierta de enredaderas, debajo de la cual se encuentra una barra de teca blanqueada y taburetes de ratán, así como una larga mesa de roble: el lugar perfecto para tomar un cóctel, almorzar tranquilamente, cenar a la luz de las velas o picar pequeños platillos con amigos y familia.

Aunque para los días más fríos y lluviosos, el servicio continúa en el interior de Oroya, ofreciendo servicio diurno y nocturno durante todo el año para huéspedes y visitantes.

OROYA también contará todas las tardes con sus Sunset Sessions, la mejor manera de pasar un rato entretenido con música en directo o sesiones de DJ a partir de las 17h.